2 de noviembre de 2011

Vacaciones en Roma: Día 3 - Coliseo

El Coliseo es probablemente uno de los edificos que más fascinación provoca cuando lo vemos por primera vez. Dos sentimientos se encuentran a medida que nos vamos acercando a él. Por un lado, nos impresiona su extraordinaria belleza y la sensación de poder que transmite. Por otro, nos desconcierta el horrible recuerdo de la sangre derramada en la arena, y el número elevadísimo de víctimas que provocó, a costa del divertimento y las ganas de espectáculo de emperadores y del pueblo romano. Una enorme cruz situada junto a la entrada, hace precisamente la labor de recordar que, al fin y al cabo, este fue un sitio de tortura y sufrimiento.

Coliseo

De su interior, solo queda un esqueleto semiderruído, que deja las galerías completamente expuestas al espectador. Se ha reconstruído una pequeña parte de la arena para que podamos imaginar su aspecto original. Bajo ella, se desarrollaba un mundo paralelo, lleno de jaulas de animales y celdas con hombres aguardando su turno, probablemente para morir. El Coliseo podía llegar a almacenar 400 animales como osos, leones, panteras, elefantes... y más animales exóticos que  a través de un ingenioso sistema de poleas y montacargas, saltaban a la arena en medio de una persecución de cazadores. Incluso llegaban a producirse luchas desiguales entre hombres y animales que entusiasmaban a la gente.


La arena tenía dos puertas de acceso situadas en los extremos: la Puerta Triunfalis, por donde entraban a escena los gladiadores, y la Puerta Libitinaria (en honor a la Venus Libitina, diosa de las sepulturas), por donde se retiraban los cadáveres.


En el graderío o cabea, se ha calculado que llegaban a entrar 60.000 espectadores. La entrada a los juegos era libre y gratuita para los ciudadanos romanos, pero cada uno debía sentarse en el puesto que le correspondía, en función de su clase social, profesión o procedencia. Para ello, cada romano tenía una tablilla que le indicaba el sector donde se tenía que colocar y cómo acceder a él. El objetivo impuesto por el emperador Augusto era que la gente de clase social diferente no llegara a mezclarse, ni siquiera en los pasillos, para evitar incidentes. Por supuesto, las mujeres tenían la entrada prohibida a los espectáculos gladiatorios, a no ser que los viesen desde las gradas más altas.

Desafortunadamente, no ha llegado a nosotros ningún resto del impresionante graderío. Todas sus piedras han sido expoliadas a través de los siglos.


Gracias a la explicación de la audioguía, conseguimos hacer un ejercicio de imaginación para comprender mejor la esencia del Coliseo: imaginamos a los senadores con sus togas blancas en primera fila, el sonido de las trompetas anunciando el comienzo de los juegos, el rugido del público puesto en pie agitando sus pañuelos blancos... Puede parecer complicado recrear una escena así, cuando solo puedes ver restos de piedra. Pero la audioguía nos ayudó a muchísimo a revivir las luchas. ¡No me canso de recomendarla!


El Coliseo está considerado como una de las cimas de la arquitectura romana. Varios terremetos, incendios y rayos han debilitado su estructura y han intentado acabar con él. Poco a poco se iba degradando a la vez que Roma. Sin embargo, hoy el Coliseo es uno de los monumentos más sobrecogedores de la antiguedad y uno de los iconos de la ciudad. Es el símbolo de la eternidad de Roma.


Nosotros fuimos a visitarlo a las 6 de la tarde. Una hora perfecta ya que hay menos gente y además se puede disfrutar de un bonito atardecer. La misma entrada (12 euros) os sirve para visitar el Foro Romano y el Palatino, si queréis el mismo día, o sino el día siguiente como hicimos nosotros (de eso tratará el próximo post!).


La luz del final del día era preciosa. Asi que le pedí a Javi que me hiciera una foto "tipo Sartorialist" para llevarme de recuerdo, gracias Javi :)

Después de haber escrito sobre el Coliseo, me entran unas ganas tremendas de ver una de mis películas favoritas, Gladiator!


Este viaje por Roma 
está llegando a su fin...
qué pena! :(

4 comentarios:

Javier Rodriguez de Alba dijo...

Gracias a ti por hacerme volver allí con cada uno de estos post. Son el recordatorio perfecto de este maravilloso viaje. Te quiero

maba dijo...

preciosa la foto!

y no dudo que la audioguía es buena pero tú eres buenísima contándolo todo!! no me está costando nada recrear una lucha sobre vuestras fotos!!!

besos

Glo ♥ Matilda Mota dijo...

Maremía!! Pues sabes qué??? Yo no entré en el coliseo porque cuando estuve hubo movidas con el fútbol o no sé qué y no pudimos entrar, qué te parece?? Si es que tengo que volver, está claro...Javito Rodriguez de Alba, cuando quieras repetimos todos :)
Muaks
p.D: clase de francés agotadora...compañero et moi derrotados...me voy a la cama!

风骚达哥 dijo...

20160426 junda
fake oakleys outlet
nike air max
mont blanc pens
nike tn
kate spade outlet
valentino shoes on sale
cheap nike shoes
michael kors outlet
burberry outlet
michael kors outlet
oakley sunglasses
oakley sunglasses,oakley sunglass,cheap oakley sunglasses,oakley sunglasses cheap,oakley sunglasses outlet,oakley store,oakley outlet,oakley outlet store,oakley sunglasses sale,oakley sunglasses discount
michael kors outlet online
calvin klein outlet
michael kors outlet online
ed hardy outlet
burberry outlet
coach factory outlet
ed hardy uk
ralph lauren outlet
toms wedges
yeezy boost 750
cheap nhl jerseys
dior sunglasses
toms shoes
vans sk8 hi
longchamp outlet
air force 1
christian louboutin outlet
louis vuitton outlet
armani watches
coach outlet store online
adidas nmd
coach purses
gucci borse
hermes uk
adidas stan smith
oakley sunglasses
chi flat iron
bottega veneta handbags